Filtro
  • Brasil: Se ha consumado un golpe de estado

    19051601Hace años el mundo presenció por televisión el uso de las nuevas armas que se usaban en la invasión a Irak bajo el pretexto de que el gobierno de ese país poseía armas nucleares, producto de ello se consumó una enorme destrucción de la cual el pueblo iraquí no sale aún, y el mundo pudo darse cuenta en poco tiempo que era falso que ese país y su gobierno tenían armas nucleares. Ahora, durante meses hemos presenciado otro drama por todos los medios informativos modernos, que al instante comunican hasta los gestos y expresiones de odio y alejadas de racionalidad, de quienes sirven de instrumento para consumar planes que representan una especie de invasión a la soberanía popular y a una institucionalidad construida con empeño a lo largo del tiempo, después del golpe de Estado en 1964.

    Así y no de otro modo es el dramático golpe de Estado sufrido injustamente por la Presidenta de Brasil Dilma Rousseff.

    Sin que haya cometido algún delito, se inventaron pretextos y se articuló cada uno de los actos, el coro y el desenlace de una deposición de la mandataria. Los medios de comunicación corearon sin probar, que había cometido el delito de maquillar el déficit presupuestario, le acusaron de pagar con fondos de la banca pública los programas que benefician al pueblo brasileño. Nadie puede afirmar que malversó fondos, que robó un centavo, pero ya ha sido condenada sin probar delito alguno.

    Dilma Rousseff y el Partido de los Trabajadores (PT), representan un proyecto político, una visión de justicia social y transformación de realidades injustas, y lo expresan la circunstancia de haber sacado de la pobreza a decenas de millones de personas con programas que representaron en cada momento un ejemplo de creatividad, sacaron al país del estancamiento económico y lo colocaron en lo alto, lo integraron al bloque de países de economía emergentes junto a Rusia, China, India, Sudáfrica.

    Crearon el concepto de presupuesto participativo desde que su incidencia en la esfera pública ganaba únicamente gobiernos municipales y escasos espacios parlamentarios; crearon junto a otros gobiernos sudamericanos formas nuevas de integración y cooperación para el desarrollo de los pueblos. 54 millones de ciudadanos decidieron reelegir al PT y a Dilma para un cuarto período presidencial del PT y un segundo de la primera mujer presidenta de ese país.

    Sin que sea un régimen político parlamentario, y sin haber delito, se ha utilizado al parlamento y al sistema judicial para irrespetar la voluntad soberana del pueblo e imponer a un Presidente que esté comprometido con otro programa político que no es el que el pueblo escogió.

    La Presidenta simboliza la víctima personal, ha sido pisoteado su derecho, su responsabilidad, la que el pueblo le dio conforme a sus propias reglas constitucionales y legales; pero en el trasfondo lo que los golpistas buscan erradicar es el proyecto político de beneficios sociales en soberanía y democracia. Lo que empezamos a ver con el anuncio de medidas contra el pueblo brasileño por el Vicepresidente, es, en esencia, el mismo drama de los países invadidos militarmente, intervenidos políticamente, el mismo drama de un pueblo luego de los viejos golpes de Estado que se ocasionan con fuerzas militares.

    Con asombro presenciamos la negación de la democracia y ejecutarse los diseños de las nuevas formas de quitar gobiernos al margen de la voluntad mayoritariamente de los pueblos, se consolidan los formatos experimentados en Honduras y Paraguay que impulsan las fuerzas oligárquicas, las derechas recalcitrantes, con su dominio de instrumentos modernos como los medios de comunicación, con mayor poder amplificado con las nuevas tecnologías. El tiempo, la profundidad de los daños que causan a nuestros pueblos estará directamente relacionado a la capacidad de resistencia y reorganización de los proyectos progresistas, revolucionarios y transformadores.

    Brasil ha sido profundamente herido, su pueblo, el que rechaza el golpe, el que luchará contra la imposición merece la más amplia solidaridad de los pueblos. La presidenta Dilma Rousseff es una mujer de enorme valor y sabiduría, es clara su expresión de luchadora de todos los tiempos cuando afirma que ha sentido el dolor de la cárcel, el dolor de la enfermedad y ahora el de la injusticia que es el que más duele. Ha invitado a la lucha y sin duda esta está ya desplegada.

    Qué bueno que el Presidente Salvador Sánchez Cerén haya sido tan claro en desconocer un gobierno que no surge de la voluntad democrática del pueblo brasileño. Identifica la manipulación política para deponer a una Presidenta electa con el voto popular y sin que exista motivo alguno. Esta postura es un bálsamo en la herida que del pueblo brasileño se extiende a todos los luchadores y luchadoras de nuestra América.

    Licda. Norma Guevara @guevara_tuiter

  • 14 de mayo: Primer año de la última legislatura

    11051605El Artículo 124 de la Constitución establece que los miembros de la Asamblea Legislativa se renovarán cada 3 años y que el período de sus funciones iniciará el 1 de mayo del año de su elección; ocurrió en el año 2015 que la Sala de lo Constitucional impidió que este mandato se cumpliera; mandó a recontar los votos del departamento de San Salvador cuando la máxima autoridad en materia electoral (Art. 209) había declarado firmes los resultados electorales y había entregado las credenciales a las y los diputados electos.

    Este acontecimiento sin precedentes en la historia, dejó al país sin Asamblea Legislativa los primeros 13 días del mes de mayo y fue hasta el 14 de mayo que la Asamblea pudo constituirse como tal, e iniciar el mandato para el cual el pueblo eligió.

    Entre el 14 de mayo de 2015 al 30 de abril de 2016 nos acercamos a los 300 decretos aprobados, entre ellos 22 leyes nuevas, de importancia para el desarrollo del país como Ley Especial de Adopciones, Ley de Probidad, Ley de Reparación por Daño Moral, Ley de Firma Electrónica, Ley del Premio Nacional de Juventud, Ley de Presupuesto General de la Nación, Ley de Salarios, Ley Transitoria para Facilitar el Asentamiento de Partidas de Nacimiento a Personas Adultas Mayores, Ley de Contribución Especial para la Seguridad Ciudadana, entre otras.

    En este lapso la Asamblea autorizó 9 negociaciones de préstamos y sólo aprobó dos. El de 32 millones para construir un edificio sede de la Asamblea y el de 144 millones de dólares para la construcción de los puentes de Las Chinamas y Anguiatú; un tramo de carretera entre Zaragoza y Puerto de La Libertad. Unas 40 veces se reformaron las leyes de Presupuesto tanto la de 2015 como la de 2016. Unas 40 excepciones de pago de impuestos a entidades no gubernamentales y gubernamentales.

    Seis procesos electivos de funcionarios tuvieron lugar en este año: El Presidente de la Corte Suprema de Justicia, 5 Magistrados de ese órgano correspondientes al período 2015 – 2024, al Presidente del Tribunal de Servicio Civil, el Fiscal General de la República, y a la Procuradora General de la República. En este sentido la Asamblea Acumula una deuda en la elección de integrantes del Consejo Nacional de la Judicatura.

    Más de 70 leyes han sido reformadas para adecuarlas a las necesidades actuales, se destacan entre ellas las relacionadas a la seguridad pública, el ramo de defensa nacional, el área financiera, electoral, educativa, de familia, penitenciaria, de partidos políticos, tributaria, del FONAT, para cancelar deuda agraria, para desafectar calles en desuso y línea férrea en beneficio de familias que las habitan, reformas a leyes de transporte y muchos campos más.

    Se han ratificado importantes convenios internacionales como el Tratado de Roma, se autorizaron canjes de nota, convenios y acuerdos que facilitan las relaciones internacionales y el comercio internacional. Se han definido límites entre municipios, establecido reconocimientos a lugares y personas, títulos a poblaciones y fechas conmemorativas.

    Cada evento reviste significado para cada grupo social o para toda la colectividad salvadoreña, demuestra que más allá de las diferencias naturales de las posiciones políticas incluso contrapuestas entre distintas fracciones legislativas, la Asamblea cumple una función de servicio al país como Órgano de Gobierno.

    Es importante destacar que el posicionamiento político del Grupo Parlamentario de oposición más numeroso ha bloqueado la adquisición de créditos importantes para el impulso de la inversión pública lo cual es reforzado por la Sala de lo Constitucional de la Corte Suprema de Justicia en la medida que privilegia ésta, los intereses de los grupos económicos más favorecidos en detrimento de las finanzas públicas y la capacidad financiera de los municipios. Una de las más recientes medidas de la Sala es un amparo a favor de un ciudadano que lo convirtió irregularmente como inconstitucionalidad de un artículo de la Ley de Arbitrios de San Salvador. Esa resolución deja sin capacidad de cobro de los impuestos municipales a la actividad económica al municipio mientras no se emita una nueva ley.

    En el Grupo Parlamentario del FMLN, tenemos conciencia de los déficit frente a necesidades como la seguridad alimentaria, el agua, la minería, el financiamiento del desarrollo social; y pese al ambiente y la retórica de confrontación que a veces inunda a la Asamblea, pondremos el conocimiento, la relación con la gente, la energía y la tolerancia para seguir luchando por soluciones. Esas necesidades son y serán guía y método para servir al pueblo como se lo merece. Ese y no otro es nuestro compromiso social y político, es lo que manda nuestra identidad y nuestros valores, nuestras convicciones orientadas a la transformación de nuestra patria.

    Licda. Norma Guevara @guevara_tuiter

SUBIR